Inicio

 Humor y quizás algo más

¿Cansado de malas noticias? Da igual el medio que leamos, veamos o escuchemos, parece que no existen más que desgracias y contratiempos a nuestro alrededor. Pero no podemos permitir que esto nos afecte, tómate la vida con un toque de humor y verás como la ves y disfrutas de otra manera. Has llegado a humoryalgomas.com, el mejor sitio donde recibir tu dosis de humor. Leer nuestras entradas es como insuflar vitaminas a tu espíritu.

 

¡A reír que son 2 días!



¿Habrá mucho humor en humoryalgomas.com?

El nombre de la web ya lo deja bastante claro, vas a encontrar grandes dosis de humor, de anécdotas divertidas, de situaciones cómicas, de historias jocosas…en definitiva, de muchos relatos que te harán esbozar una sonrisa, una carcajada o directamente partirte de risa.

 

Se trata de situaciones graciosas del día a día descritas con mi humor particular, que como ya sabemos, el sentido del humor es muy propio de cada uno. Yo lo he desarrollado a mi estilo, que espero que te divierta a ti también, porque yo me he entretenido mucho escribiendo todas y cada una de las entradas.

 

Y como prometo en el nombre de la web, existe algo más que humor. Son las entradas en las que me pongo algo más serio, a veces no tanto, y escribo otras historias que, sin ser graciosas en su propósito, intento que siempre sorprendan al lector.

 

¿Qué me encontraré en la categoría humor?

Dentro de esta categoría de lo que escribo es de situaciones cotidianas desde una perspectiva graciosa. A fin de cuentas, todo depende del cristal con el que lo miras, ¿no?

Noticias graciosas interpretadas a mi manera.

 

¿Qué tipo de humor, blanco, amarillo, negro…?

Hay tantos tipos de humor que necesitamos la paleta de colores para clasificarlos.

Bueno, humor amarillo no hay más que uno, el de los orientales aquellos que se dedicaban a putear a sus congéneres en aquellas yincanas llenas de barro, humillación y caídas.

¡Qué malvados que somos! Las risas que nos echábamos viendo cómo se estrellaban contra el barro esos esforzados japoneses.

Pero no, aquí no se trata de eso.

Se trata de humor escrito, a veces negro, a veces un poco escatológico, normalmente con ironía, pero casi siempre humor blanco, apto para todos los públicos. No esperéis humor para adultos.

Sí que es humor para inteligentes, así que si lo pillas eres alguien espabilado.

Las situaciones divertidas del día a día contadas desde un punto de vista gracioso, porque hay que aprender a reírse hasta de nuestra propia sombra, aunque tampoco te puedes fiar de ella, como ya vimos.

 

 

Se parecerá al club de la comedia con sus humoristas españoles

Hombre, pues voy a ser modesto y decir que existe una pequeña diferencia…,pero solo por los medios de que disponen ellos, je, je, que los míos son más precarios, tanto que te diría que no tengo medios.

Pero la diferencia principal es que en este blog te encontrarás a veces humor ácido, otras humor absurdo y alguna vez humor escatológico…pero siempre en formato escrito, aquí no hay videos ni tampoco humor gráfico ni memes.

¡Con lo bien que se me da dibujar, solo me reiría yo, viendo los resultados!

Pero la escasez de medios la puedes solventar tú con tu imaginación, según lees, imagínate la voz de Leo Harlem o Eva H.

Y si quieres ponerle acento, ya tienes humor gallego, vasco, andaluz o catalán, que siempre le dan un toque añadido de cachondeo. Pero eso ya es a tu elección.

 

¿A qué situaciones divertidas te refieres?

Pues las tienes de muchos tipos, que en la variedad está el gusto.

El blog comenzó relatando mis aventuras en un curso de cocina al que me apunté. Me lo pasé tan bien y nos echamos tantas risas mientras aprendíamos a hacer algo comestible, que me dio la idea de comenzar este blog. ¡Tanto ingenio no podía echarse a perder! Je, je.

Otras veces aprovechaba los recuerdos de muchos años o quizás tampoco tantos y revivía las situaciones tronchantes del pasado. Las vacaciones siempre son fuente de anécdotas divertidas, y ese fue mi segunda entrada del blog, nuestras primeras vacaciones donde echo la vista atrás y me “descojono” reviviendo las aventuras de unos chavales en la playa.

Otras vacaciones han tenido también su lugar destacado en el blog como unas en las que me fui yo solo.

El tema vacaciones es recurrente, viene cada año y siempre da lugar a situaciones divertidas y a veces vergonzosas, pero vistas con la perspectiva que da el tiempo, siempre dan lugar a las risas.

 

¿De qué más cosas vamos a reírnos en humoryalgomas.com?

Aparte de estos temas que ya he mencionado, los hay muy variados, dependiendo de la actualidad si es que esta ha dado para tomárselo con humor y si no, pues le daba la vuelta y también.

Tenemos la versión humorística de un test de personalidad, según como sea tu carácter, eres un tipo de verdura. Y los vegetales han dado más juego en este blog, como cuando contaba mis desventuras en el cultivo del calabacín, que continúo año tras año con más bien poco éxito.

En algunas ocasiones bastaba con algún chascarrillo que me llegaba por redes sociales para añadir mi opinión al respecto, como cuando nos divertíamos con la hoja parroquial, con la denuncia de un hombre en un juzgado de guardia o las bonitas tradiciones navideñas yanquis que nos están invadiendo.

 

¿Tenemos humor por temáticas?

Además de lo ya mencionado relativo a las vacaciones, sin intención de crear estas temáticas, sí que han salido algunos bloques de temas parecidos, pero siempre con la perspectiva humorística que caracteriza a todo este blog.

No es que haya tenido intención de agrupar por temas, pero en algunos casos sí que se ha dado. Por ejemplo, tenemos un par de entradas sobre princesas, con su gracia, claro e incluso con moraleja.

El tema navideño es también bastante recurrente, bien sea en forma de cuento navideño, como historias propias de la Navidad. Esos relatos llenos del encanto propio de esas fechas y con un toque de humor y a veces de sorpresa.

Como ya sabéis todo comenzó a raíz de un curso de cocina, y el asunto culinario ha vuelto a estar presente en alguna ocasión más como cuando desvelo la receta para la felicidad y otras historias relacionadas con cocineros.

Y como ya imaginaréis, para todo aquél que haya vivido el año 2020, el tema estrella…la pandemia del coronavirus, con su cuarentena, las mascarillas, el confinamiento…, que aunque ha sido todo un drama, aquí le hemos dado la vuelta y nos hemos reído con las situaciones rocambolescas que se ha producido.

 


¿Hay humor político o picante?

Bueno, los políticos, muchas de las veces que abren la boca es para meter la pata y eso, al pueblo nos gusta mucho. Ya sabéis cómo somos, que nos encanta sacarle punta a todo. Pero no es el objetivo principal hacer la crónica humorística de los acontecimientos políticos, aunque alguna vez, sí que les atizo un poquito.

Humor como crítica social, aunque a veces es mejor evadirse de las noticias de actualidad incluso cuando las ves con un barniz jocoso.

Respecto a humor subidillo de tono, pues no. Un poquito de picante puede haber, de manera sutil, pero todo el contenido trataré de que siempre sea apto para menores.                                                                         

 

El humor de mi vida en las anécdotas cómicas

Un día, me acordé de una serie que había visto hacía años y que me encantó, se trataba de “Aquellos mis maravillosos años”. Me divertían mucho las andanzas de todos los personajes, que no siempre era cómicas, pero tratándose de niños, ellos siempre ven el lado divertido de la vida.

El caso es que aquello me sirvió de idea para contar mis aventuras y eso es lo que hay dentro de la categoría “Mis anécdotas”, donde cuento situaciones personales, siempre con una visión que te haga reir.

Así que tenemos comenzamos con mi infancia, tierna edad…, y otras situaciones vitales que resultaron graciosas. Eso sí, no todo es verdad, hay ocasiones en las que exagero un poco, podríamos decir que parte es realidad, otra parte realidad aumentada (como con las gafas) y otro toque final que es pura ficción.

 

¿Y qué hay en “algo más”?

Pues esa es la tercera pata del blog. Cuando tengo tiempo e imaginación me gusta presentarme a concursos literarios. Existe uno, el que organiza la editorial Zenda con la colaboración de Iberdrola, que es n o de mis favoritos, porque se convoca con bastante frecuencia y los premios son jugosos.

Uno de los requisitos de cada convocatoria es que tienes que presentar tu participación en un blog o en redes sociales. Como yo ya tenía este blog, pues decidí aprovecharlo y publicar en él mis relatos. Claro, que como mi blog es de humor, pues no quise ”estropearlo” con historias muy serias, así que a mis participaciones, por lo general, también les doy un toque chistoso.

Digamos que utilizo el humor como recurso literario, pero el humor no triunfa en los concursos de escritura, bueno, al menos el mío. ¿Será como el humor británico que solo tiene gracia para el que lo hace?

Quizás por ser mi primera participación, le tengo especial cariño a “la contribución de Jonás” en donde retorcí un poco las bases de participación y la obligatoriedad de incluir la palabra “viento”. Quizás parte de mi fracaso de debió a que no la usé en la acepción esperada.

 

Pero, ¿nos reiremos en esta tercera sección?

Desde luego, la diversión es el eje conductor de todo el blog, pero en algunas ocasiones se sustituye la gracia, por relatos curiosos o sorprendentes, que te dejarán con un buen sabor de boca. Eso seguro.

Dentro de este apartado tenemos “La granja” un relato que te sorprenderá que presenté a un concurso sobre el tema de historias de heroínas como homenaje en el día de la mujer. No gustó mucho al jurado.

Otras temáticas habituales que se repiten de vez en cuando son relacionadas con alguna fecha simbólica como el día de difuntos o las mencionadas del verano y sus vacaciones o la Navidad.

¿Puede haber algo más divertido y con más alegría que las fiestas navideñas? Hombre,…pues puede que lo haya, pero eso no le quita gracia a las celebraciones familiares.

De poesía humorística también tenemos

Por supuesto, en humoryalgomas.com tocamos varios palos, prosa y poemas. En el segundo caso me gusta escribir un soneto, pero como Dios manda, con sus 2 cuartetos y sus 2 tercetos rimando como debe ser y endecasílabos (11 sílabas), aunque tengo que reconocer, que a veces alguno difería.

Pues a base de sonetos participé en el concurso de Zenda para algunos temas que también vienen con frecuencia cada año, como es el caso de San Valentín, o dar la bienvenida a las distintas estaciones del año, otoño, primavera

 

El humor como mecanismo de defensa

Seguro que has escuchado hablar de la risoterapia, eso de que vas a una sala con un grupo de frikis y os poneis todos a reír con las bobadas que te dice el organizador.

Yo estuve una vez. Como te dicen que vayas con ropa cómoda, ya solo ver las pintas que tenían algunos daba risa de por sí. La verdad que me reí un montón.

Puedes quedar con un grupillo de amigos y leed en grupo alguno de los artículos de este blog. Tendréis vuestra clase particular de risoterapia cuando os apetezca. Hay quién hace yoga cada mañana, tú tienes los buenos días con humor al alcance de un clic.

Y para terminar…

Decirte que esta página esta en constante evolución, nuevas entradas, nuevos comentarios…Si te apetece decir algo o hacer una crítica constructiva, o con humor, aunque sea ácido, pues eres bienvenido a hacerlo.

Tus aportaciones graciosas siempre son apreciadas.

Disclaimer

Aquí debería poner eso de que si te atragantas leyendo alguna entrada la culpa es tuya, o que si leer constantemente este blog te provoca el divorcio porque tu pareja se queja de que lo la haces caso, pues que tampoco soy responsable.

Pero como se trata de humor sin fronteras y yo soy español, te diré que, en español de España, el verbo “coger” tiene un significado muy inocente. Si alguna vez hablo de coger un resfriado o coger el autobús…no pienses cosas raras.

Y esto es todo de momento, espero que te diviertas tanto leyéndolo, como yo escribiéndolo.

¡Tómate la vida con humor!

 





 

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Por favor, dinos lo que piensas

 
Licencia Creative Commons
Esta obra está bajo una Licencia Creative Commons Atribución-NoComercial-CompartirIgual 4.0 Internacional.